Cuando una empresa plantea su lanzamiento a Internet, lo primero que debe hacer es preguntarse cuál es su objetivo. Quizás quiera vender por internet, conseguir visitas para generar ingresos por publicidad o simplemente tener presencia de marca. Sean cuales sean estos objetivos, en la mayoría de los casos, el camino para conseguirlos pasa por generar tráfico web.  Si nuestra web, blog o tienda virtual pasa totalmente desapercibido, nuestra presencia en Internet será inútil.

Como todos sabemos, una de las maneras más efectivas de atraer usuarios a nuestra página es la presencia en los distintos buscadores (Google, Yahoo, MSN, Bing… ). Dicha presencia se puede conseguir exitósamente por dos vías: SEM (publicidad en buscadores) y haciendo un buen SEO (posicionamiento orgánico). Hoy nos vamos a centrar en esta última vía, el posicionamiento SEO.

Para conseguir una buena presencia online mediante SEO, debemos optimizar nuestros contenidos para posicionar las palabras clave que nos interesan. Pero además, tenemos que hacer lo propio con nuestra web. En este post nos centraremos en explicar la importancia de estructurar una web para que nuestra estrategia SEO sea mucho más efectiva.

Si aún no tienes una estrategia SEO definida, quizá deberías añadir a tu equipo a un experto SEO o contratar servicios de posicionamiento SEO a una empresa de profesionales como nosotros.

¿Te interesa saber qué requisitos debe cumplir tu web para ocupar los primeros puestos en los buscadores? Pues aquí te dejamos algunos consejos:

1. Estructura piramidal

Tu página web debe tener una estructura lógica. La home debería ser la punta de la pirámide, a partir de ella debemos poder acceder a las diferentes categorías de la web, en un tercer nivel se encontrarían las subcategorías y, por último, nos encontraríamos con las páginas de contenido. Esta estructura permite que la autoridad de la página de inicio se derive a las diferentes categorías, por lo que resulta muy útil a nivel de SEO.

2. Número de páginas

El número de páginas de una web debe ser directamente proporcional a la autoridad de la misma. Si nuestra página principal recibe una gran cantidad de usuarios, es muy posible que el resto de apartados de la web reciban un gran número de visitas. Si por el contrario, nuestro público es más reducido debemos procurar tener una estructura más sencilla. Es decir, una página como la de Zara, se puede permitir tener cinco subcategorías diferentes para la categoría Bolsos (de mano, de playa, de fiesta, carteras, mochilas). Quizá a un pequeño e-commerce le bastaría con tener una categoría global.

3. Las páginas de categoría y subcategoría

Tus páginas de categoría deben estar diseñadas para cumplir con dos propósitos principales: funcionar como página de aterrizaje (landing page) y servir como guía estructural de tu web.
Si tu web necesita subcategorías debes cuidarlas tan bien como las páginas de categorías principales. Ten en cuenta que son la base de la pirámide de nuestra web, por lo que deberían contener menos enlaces. Recuerda lo que explicamos al principio, el objetivo es que las visitas fluyan desde la página principal hacia el resto de secciones.

4. El menú de navegación

Es muy importante que tu página cuente con un menú global y usable que permita a los usuarios navegar de forma sencilla entre las diferentes categorías de tu web. Este será el responsable de que nuestras visitas encuentren lo que necesitan sin romperse la cabeza, si el usuario se pierde se irá de nuestra web. El menú es un reflejo de tu estructura, muy importante a nivel SEO.

5. Contenidos

Es necesario dejar muy claro qué contenidos SEO contiene cada página de nuestra web. Debemos asegurarnos de que nuestras URLs reflejan esos contenidos así el usuario sabrá en todo momento en que apartado se encuentra. Además las URLs deben mantener siempre el mismo estilo para no confundir a los buscadores, así sabrán que se encuentran en el mismo site. Uno de los principios básicos del SEO.

Ahora tienes claro todos los requisitos que debe cumplir en SEO tu web pero ¿Sabes cómo ponerlo en práctica? Si no es así puedes contratar a una empresa especializada en posicionamiento SEO que te ayude con tu estrategia.

Siguiendo estos consejos y con la ayuda de profesionales expertos en SEO, no tendrás problema a la hora de posicionar tu página web. Recuerda: Hay que levantar unos buena estructura para levantar una buena casa!